Cada vez más personas entienden la importancia de contar con libertad financiera, pero el reto está en cómo alcanzarla. Esta necesidad ha llevado a muchos a buscar distintas formas de hacer crecer su capital, bien a través de la inversión en acciones, el ahorro o la adquisición de créditos. Si tú eres una de las personas que quiere adentrarse en el mercado de valores, las estrategias que te presentamos aquí pueden ayudarte a hacer crecer tus inversiones.

Estas prácticas podrán ayudarte a hacer crecer tus inversiones

Vende tus habilidades

Esta es la fuente de ingresos en la que la mayoría de la gente piensa cuando se trata de ganar dinero. Es el dinero que recibes por vender tu tiempo y conocimientos a un empleador a cambio de un salario o sueldo.

La tarifa que recibes por tu tiempo depende de tus habilidades y servicio para la sociedad. Para ganar más dinero, hay que invertir en uno mismo para mejorar la tarifa que se puede cobrar, trabajar más horas o combinar ambas estrategias.

Intereses por el dinero prestado

Este tipo de ingresos proviene del dinero que te pagan los prestatarios para «alquilar» o “prestar” tu capital. 

Cuando compras un certificado de depósito (CD) en un banco, por ejemplo, estás prestando dinero al banco a cambio de una tasa de rendimiento predeterminada, que suele ser de unos pocos puntos porcentuales al año. El banco toma el dinero que le «alquilas» y lo presta a un tipo de interés más alto, embolsándose la diferencia.

Ingresos por dividendos de los beneficios de las empresas de su propiedad

Esto representa tu participación en los beneficios de una empresa en la que has comprado una inversión. Si eres propietario del 50% de una tienda y la empresa tuvo unas ventas de 1.000 dólares con unos costes de 500 dólares y 500 dólares de beneficio restante, tu parte de esos beneficios sería de 250 dólares.

Ese dinero se paga como tu «parte» de las ganancias. Una buena inversión es aquella en la que la empresa gana más año tras año, aumentando la cantidad de dinero.

Ingresos por ganancias de capital

Este tipo de ingresos se genera cuando compras una inversión o un activo por un precio y se vende por otro más alto, obteniendo así un beneficio. Puede ser un inmueble, una acción, un carro, una maleta o cualquier cosa que compres que al venderlo ganes más. Esa es la ganancia de capital.

En la práctica, el ahorro consiste en reservar dinero hoy para utilizarlo en el futuro. Eso es lo que los economistas describen como «consumo no realizado». En otras palabras, en lugar de gastar todo el dinero, se deposita una parte en una cuenta de ahorro para otro momento.

El ahorro es un punto de partida sensato para invertir, pues proporciona los fondos necesarios para adquirir una serie de activos diferentes. Sin embargo, invertir va un paso más allá y puede ayudarte a alcanzar tus objetivos personales con tres importantes beneficios.

Tu situación financiera, tus recursos y el tiempo que dedicas a mantener y hacer crecer tu cartera varían a lo largo del año. Por eso, averiguar la estrategia de inversión adecuada para ti y cómo hacer crecer tus inversiones siempre será un trabajo constante.

¡Manten en constante crecimiento tus inversiones!

Twitter: HispanicFactor

Instagram: HispanicFactor

Facebook: HispanicFactor

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

veinte − 16 =