Desde que inició la cuarentena por el coronavirus, se han tenido que tomar medidas drásticas para mantener el distanciamiento social. De esta manera, se ha logrado evitar la propagación del virus; una de estas medidas, son las clases virtuales. La familia ha tenido que adaptarse a esta modalidad de estudio para evitar el contagio y, a su vez, adquirir los conocimientos necesarios para seguir formándose. 

Las clases virtuales pueden ser estresantes, pero son parte de la nueva normalidad

Por lo general, la adaptación para los jóvenes no ha sido un problema, pero para los más pequeños es un poco más complejo. Incluso, muchos niños se han sentido bajo mayor presión y estrés. Por esta razón, como padres debemos facilitar esta nueva modalidad de educación. Aquí te damos algunos consejos para ayudarles con las clases virtuales

1. Establecer una rutina parecida a la de la escuela

Haz lo mismo que hacías cuando lo llevabas a la escuela. Levántate temprano, prepara su desayuno, dale de comer, llévalo al baño, haz que se prepare a tiempo para sus clases. De esta manera, evitamos que coman durante las clases o interfieran a mitad de la clase.

2. Apóyalo, pero no le hagas sus tareas

Muchos padres cometen el error de hacerles las tareas a sus hijos. Al hacer esto, le estás quitando la responsabilidad. Además, al presentar los exámenes online, tu hijo demostrará una gran deficiencia. Apóyalo, mas no le hagas sus actividades; explícale con paciencia las tareas que no entienda. Refuerza las clases virtuales con el niño para que se sienta más preparado antes de que llegue la clase. Por ejemplo, si tienes el cronograma estudiantil, dale un breve repaso del tema que van a tratar.

3. Ayuda a tu hijo a familiarizarse con la plataforma

Utilizar un ordenador no es sencillo para los más pequeños. Primero, practica con la herramienta que utilizarán paras las clases virtuales. Explícale paso a paso la herramienta, sé constante y verás cómo tu niño se vuelve autónomo.

4. Bríndale un espacio adecuado para sus clases

Proporciónale un escritorio adecuado al niño. Hazlo sentir cómodo; si es posible, ajusta el espacio para que tenga un gran parecido al de la escuela. De esta manera, evitarás las malas posturas y la transición de la zona educativa a tu casa será mucho más fácil. 

5. Motívalo

Ten en casa todos los materiales que le puedan solicitar; así tendrá todo lo que necesite a su alcance. Cada vez que realice con éxito sus actividades, felicítalo. También puedes motivarlo con algo que le guste. Por ejemplo, por sus buenas calificaciones, prepárale su postre favorito, léele su cuento preferido, etc. 

Recuerda, es necesario que no pierda el contacto con sus amistades. A pesar del distanciamiento social, puedes contactar a sus compañeros por videollamadas. Socializar lo ayuda a bajar sus niveles de estrés. Para las clases virtuales, es importante promover algunos valores, como el compañerismo y la solidaridad.


Twitter: HispanicFactor

Instagram: HispanicFactor

Facebook: HispanicFactor

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

trece + once =